viernes, 18 de marzo de 2011

Las musas ya no me quieren hablar


Mi amor no correspondido es con la música

mi guerra sin respuesta es con la juventud

mi música en guerra es por amor

y mi respuesta al amor es música.


Si por una vez en la vida


el mundo silenciara sus gritos,


si tan solo por un segundo


explotara el silencio


y nos dejara expuestos


a la locura


tal vez


quizas


seria capaz de volverlas a escuchar.


Vancouver 18/03/2011

No hay comentarios:

Publicar un comentario